jueves, 26 de junio de 2008

Call it the heat of the moment, call it the moment of truth...

Dejo el trench negro en la silla, me siento y empiezo a hojear la carta mientras suena la avenida de fondo, y se va volviendo de noche... Pido un café y mando dos mensajes de texto gemelos, uno que no espera respuesta... Vuelve el mozo, esta vez con el café, y me dice que soy muy bonita, que antes no me había visto de cerca... Y yo me siento como un Monet, pero al reves... Me saco el sombrero y lo dejo sobre la mesa... Me tiemblan un poco las manos, quizas por admitirlo... Y esa frase que resuena en mi cabeza... "When you let yourself go... Where do you go?"*...
Cada vez me quedan menos sitios a los que ir...


*"Cuando te dejas ir... ¿A donde vas?"



Lo que ustedes acaban de leer no solamente es verídico, sino que además es cierto... Me pasó hoy...
Gracias pelirroja, por el aguante...

...::Ameliah::...
[ All I know is that now I have no regrets…]

1 comentario:

Samara dijo...

Vas corriendo a la casa de la pelirroja que te espera con unos mates [porque ya te hartaste del café] y te dice "dale, negrita, levantate"

Te quiero nena, no des las gracias por cosas que a mí me gusta hacer.
A tu disposición,
Sam